Hay prendas que parece que te llaman a gritos desde donde están, parece que te conducen a ellas como si se tratase del final del laberinto y del premio por recorrerlo . Prendas que captan toda tu atención en un segundo y en ese mismo instante, hacen que te imagines la cantidad de conjuntos que podrías crear y lo favorecedora que te verías.
Todo ello me pasó con el pantalón que os enseño hoy
Pulsa en el título para seguir leyendo

Se trata de una prenda con personalidad propia que , gracias a su talle alto, ayuda a armonizar nuestra silueta y agrega volumen en la parte inferior. Por estas mismas razones, se convierten en una elección perfecta para las mujeres con el cuerpo recto.

De corte masculino , con formas rectas o pinzas  y perfecto para llevar con  cinturón ancho y de lana ,el tejido clásico por excelencia de los mese más fríos.
Me gusta más holgado de lo habitual y dobladillo en los bajos.
Pero si tengo que destacar algo de este pantalón que considero fundamental, es su comodidad. Adoro la libertad que nos regalan tanto en la cintura como en las piernas.
Lo compré varias tallas por encima de la mía para que este efecto se viera multiplicado y porque además, quería unos pantalones oversize de este estilo y en un color entre ocre y tierra.
He querido combinarlo con un jersey de lana rizada .Creo que es una de las prendas más apetecibles para llevar de diario en un mes frío como este.¿A quién no le gusta sentirse mullido una vez que le toca despedirse de su cama a primera hora de la mañana?
Destacaría sus detalles en el cuello al reinventar el típico escote en V y darle una forma que hace que se desmarque de entre los distintos jerseys que podemos encontrar de estilo similar.
Como complemento, un bolso tipo joya o con apliques.
Tenía mucha ganas de comprar un bolso así pero no acababa de encontrar una composición que realmente me gustase hasta que hace un par de semanas me enamoré de esta pieza compuesta por multitud de detalles que hacen que sea espectacular.
Posee un tamaño perfecto para llevar lo justo y necesario y es tan versátil que puede dotar de un estilo elegante y chic a los outfits más sencillos y convertirse en el complemento fundamental en los looks de noche.
Empecé a leer libros de moda hace ya unos cuantos años y en todos leía un consejo que acababa por convertirse en lema  y que podría resumir así : viste con aquello que te haga feliz. 
Sinceramente al principio no entendía porque nos tenían que recordar algo que a priori me parece tan obvio … pero no tardé mucho en pensar en ciertos momentos de mi vida en los que dudé en si debería comprar o no ese vestido porque tal vez no debería ser mi cuerpo el que lo portase o tal vez no debería comprar esos zapatos que tanto me gustan porque ya los tiene la mitad de la población y a saber qué pueden pensar.               Tonterías . Falsos Argumentos. Poca confianza.
Tenemos la capacidad de derribar cualquier laberinto en el que nos encontremos, de llegar rápido a la salida o de disfrutar de cada esquina mientras nuestra fortaleza hace que todo lo que intente hacerle mella carezca de la oportunidad para ello.
Nosotros decidimos si queremos que esos muros nos envuelvan o si los acortamos para seguir contemplando las estrellas.
No hay momentos en nuestra vida que nos dicten un «no» ni cuerpos que no se vean deslumbrantes en ese vestido del que os hablaba.
Feliz fin de semana bell@s!