No es un secreto que me fascinan los dos piezas. Un conjunto base que genera por sí mismo un look completo pero también la posibilidad de muchos otros. Una opción perfecta ya dada sobre la mesa con la invitación a seguir jugando.

El conjunto que os enseño hoy es de Zara y me encantó tanto por la versatilidad que os comento que ofrece como por su estética lady .

Femenino, elegante y favorecedor . Una apuesta segura perfecta para cualquier ocasión.

El Tweed es un tejido de lana áspera, cálido y resistente originario de Escocia que no ha tardado en ser parte de las tendencias temporada tras temporada.

Toma su nombre del río Tweed, y se fabricaba de manera artesanal con hebras de lana de diferentes colores y, según el tipo de hilatura se obtienen diferentes estampados: príncipe de gales, espiga, jaspeado o pata de gallo.

Grandes firmas como Dior, Saint Laurent, Anthony Vacarello, Giambattista Valli, Chanel… le han dado siempre una posición privilegiada entre sus propuestas y nos han confirmado con cada diseño, que reúne todo lo necesario para ser un foco de atención indiscutible.

La forma de la falda consigue acentuar nuestra cadera y cintura , el largo es perfecto para vernos más estilizadas y favorece también que podamos optar por botas altas como las que os muestro .

En cuanto a los colores, casan perfectamente entrelazándose entre sí y permitiendo que las opciones en cuanto a combinaciones aumenten.

Personalmente, creo que el azul junto con el negro / gris y blanco, siempre son un sí. En esta ocasión, por ejemplo,optaría por una levita de polipiel como prenda de abrigo para cerrar el outfit pero estos colores nos dejan muchas otras posibilidades que encajarían igual de bien.

Las botas altas efecto media o calcetín son de mis favoritas. Adoro como envuelven las piernas , las remarcan y destacan . No se mueven y resultan muy cómodas de llevar. Además, el tacón cuadrado del modelo que os enseño logran que sea una opción apta para incluso una jornada intensa.

También me gustaría destacar la abotonadura central de la prenda superior. Como en todo, los detalles marcan la diferencia y en moda … no iba a ser menos. Algo aparentemente tan sencillo como unos botones de un diseño más especial, puede suponer el punto de diferenciación de una prenda .

En definitiva, un look que me representa al cien por cien , que consigue combinar la seguridad de lo clásico con la fuerza de la actualidad. Las tendencias del momento en tejidos cargados de historia . La pluralidad de estilos en equilibrio.

 La moda es la armadura para sobrevivir a la realidad del día a día. (Bill Cunningham)